martes, 13 de abril de 2010

Vamos,

Deja que el sol haga su trabajo
Deja que el viento silbe por ti
...



Ritsuko Okazaki nació en Japón el 29 de Diciembre de 1959 y falleció en un hospital de Tokyo, el 5 de Mayo del 2004 a causa de un shock séptico como resultado de una septicemia y sin poder decir sus últimas palabras. Un año antes de su muerte, el 2003se le diagnosticó cáncer de estómago. Sin embargo, decidió trabajar hasta el fin de su vida y ocultar su estado de salud a sus fans y a los medios de comunicación, solamente gente cercana a ella sabía su estado de salud.

Obtuvo grandes éxitos como cantante de pop japonés o JPop.

3 comentarios:

Flavia dijo...

He visto Love Hina, en conclusión, si he escuchado su música.

Su música inspira ternura, una pena que alguien así se vaya pronto y luego de sufrir tanto.

Jenelvi dijo...

Su voz expresaba mucha calidez es una pena que haya partido Q:E:P:D.

RBC dijo...

Si, a veces no entendemos algunas cosas como estas, la partida de alguien en pleno esplendor; pero son los designios de Dios y de la vida. Sin embrago se deja huella, unas más grandes que otras.